Dale E. Anstine | Personal Injury Attorneys

Mala fe del seguro

¿Qué es la mala fe del seguro?

Insurance Bad Faith

La relación entre usted y su compañía de seguros es un contrato. Usted acepta pagar las primas cuando vencen y la compañía de seguros acuerda actuar de buena fe al tratar sus reclamaciones. Si una compañía de seguros retiene injustificadamente los beneficios de la póliza a su asegurado, se puede considerar que actúa de «mala fe». Esto puede incluir negar una reclamación razonable o requerir acciones o documentación irrazonable a una persona asegurada para probar una reclamación. Si cree que su aseguradora ha actuado de mala fe, además del valor de la reclamación en sí, puede tener derecho a un resarcimiento por daños relacionados con angustia emocional y daños punitivos si la conducta se considera indignante.


Dale E. Anstine, abogados de lesiones personales de York, Pennsylvania, pueden ayudar

La firma de abogados Dale E. Anstine, especialista en lesiones personales, ha trabajado en casos de lesiones personales por mala fe del seguro en el condado de York y el condado de Adams durante más de 40 años. Si se le ha denegado una reclamación de seguro legítimo o si cree que el monto del acuerdo de seguro no cumple con las necesidades de su reclamación, necesita un abogado con experiencia en mala fe del seguro de Pennsylvania. En Dale E. Anstine, nuestros abogados están listos para hacer frente a grandes compañías de seguros y han representado exitosamente a clientes en una variedad de casos de mala fe de todas las magnitudes. Dale E. Anstine ofrece consultas gratuitas en cualquier momento, así que si tiene alguna pregunta, puede hablar con un abogado hoy.

Ejemplos de tácticas de mala fe de seguros

Hay muchos tipos de tácticas de mala fe de los seguros, incluida la demora en el manejo de las reclamaciones: investigación inadecuada, amenazas contra un asegurado y negarse a hacer una oferta de conciliación razonable, solo por nombrar algunos. Estas tácticas están destinadas a agotar al asegurado, pero cuando usted tiene un abogado especializado en daños personales por mala fe del seguro de Dale E. Anstine de su lado, lucharemos por sus derechos. Estas son algunas de las tácticas más comunes que vemos en los casos de mala fe de los seguros:

  1. Negar una reclamación sin dar una razón
    Después de presentar una reclamación ante su compañía de seguros, esta tiene la obligación de proporcionarle un motivo si la reclamación fue rechazada. Negarse a ofrecer una razón es de mala fe. Si cree que su reclamación es válida y que su compañía de seguros debería aprobarla, lo mejor es contratar a un abogado con experiencia.
  2. Negarse a pagar una reclamación
    Cuando realiza una reclamación válida después de un accidente, se requiere que su compañía de seguros resuelva o pague esa reclamación dentro de un período de tiempo razonable. Si bien la definición de «razonable» es algo subjetiva, usted tiene derecho a la compensación que merece. Si su compañía de seguros se niega a pagar una reclamación válida, puede estar actuando de mala fe y puede ser responsable ante usted por una compensación adicional.
  3. Ignorar las solicitudes de documentación
    Si le ha solicitado a su compañía de seguros documentación relacionada con su decisión correspondiente a su reclamación y ellos se rehusaron a proporcionársela, esto podría ser de mala fe. Usted puede demandar a la compañía de seguros. Asegúrese de comunicarse con nuestra oficina si cree que su aseguradora no está actuando en su mejor interés.
  4. Retraso en las investigaciones
    Cuando se encuentre en buenos términos con su compañía de seguros, tiene el derecho y la obligación con usted como asegurado de realizar una investigación minuciosa y rápida cuando presenta una reclamación. Si su compañía de seguros retrasa su investigación, o no es exhaustiva en su trabajo, puede presentar una demanda por mala fe contra la compañía.
  5. Regatear un importe de liquidación
    Las ofertas de liquidación por debajo de lo que corresponde, o las ofertas de liquidación que son considerablemente menos de lo esperado, no son poco comunes dentro de la industria de seguros. Sin embargo, si la compañía de seguros se niega a negociar o a modificar el monto del acuerdo, usted tiene derecho a una demanda por mala fe.

Comuníquese con nosotros hoy

Si cree que su compañía de seguros puede haber actuado de mala fe, es importante ponerse en contacto con un abogado de inmediato. Comuníquese con nosotros para hablar con un abogado con experiencia en mala fe de los seguros. Las consultas son siempre gratuitas.